Una revista de literatura, donde el amor por las letras sean capaces de abrir todas las fronteras. Exclusiva para mayores de edad.

domingo, 18 de noviembre de 2012

Reseña atípica de la novela "Por ti lo haría mil veces" de Isabel Sartorius.

Podría haber sido otro libro cualquiera el que aquel día hubiera escogido en la biblioteca Miguel de Cervantes de Pozuelo de Alarcón, pero el impulso que sentí era superior a la orden que mi cerebro en ese instante daba a mi mano.

 

            Nunca entendí el por qué me había decantado por ese libro, hasta que leyéndolo, tuve que admitir -¡Si, si, te guste o no, eres codependiente! (Ese "yo" que todos llevamos dentro, se hizo presente).
 
            Era una situación que me negaba a mí misma, como creo que lo hacemos la mayoría de las personas. Pero... reconociéndome a mí misma, mientras leía letra a letra, página a página, y capítulo a capítulo el ejemplar, me daba cuenta de que nunca en la vida me había sentido más desnuda que obteniendo la verdad. "Esa" verdad que en ocasiones no queremos ver y que un libro (que muchos pensaban que al ser escrito por Isabel Sartorius estaría salpimentado de su vida privada, con tintes más "rosas" que con un contenido más crudo, honesto y real como el que realmente tiene), me había descubierto.
 
            Y no sabéis lo mucho que me alegra haber errado realmente, porque estoy convencida de que si en algún momento dado todos y cada uno de nosotros (como a mi me sucedió leyendo el libro) nos mirásemos delante de un espejo, sin temor a encontrarnos a nosotros mismos, más de uno se daría cuenta de que son codependientes.
 
            Es más, me atrevo a decir que quien pueda leer esto, lo es. Y si no, cuestiónate estas preguntas y sé honesta/o para con tu persona cuando lo hagas.
 
            ¿Te preocupas a menudo más por los demás que por ti misma/o? ¿En ocasiones sufres más con el dolor ajeno que con el tuyo propio? ¿Necesitas tenerlo todo controlado y que nada se escape de tu control? Si tus respuestas han sido sinceras y has contestado que si, bienvenido al club de la codependencia.
 
             Pero tranquilo/a, que no es nada contagioso, ni de lo que uno se tenga que avergonzar. Es cuestión de coger las riendas de nuestras vidas y aprender que no siempre tenemos la solución a todo y que nada, a excepción de nuestro propio comportamiento, podemos controlar. Por supuesto que se tiene que ayudar a las personas, pero... sabiendo cómo hacerlo, sin que en ello se vaya parte de nuestra vida, y quizás y sólo quizás, así aprendamos realmente a valorarnos más y a saber que realmente sólo aquel que necesite nuestra ayuda, la pedirá. De lo contrario, seremos codependientes de una persona que depende de "algo o de alguien" y que nosotros no podemos solucionar, puesto que la propia persona enferma no lo sabe apreciar.
 
Por Eva María Maisanava Trobo

2 comentarios:

  1. No he liedo el libro, y además sería un libro que jamás escogeria, simplemente por ser la persona que la escrito. Eso no deja que no esté bien, o sea, una lectura que nos enseñe algo, como tú bien dices, también te quedastes sorprendida. Pero se tiene que imaginar que lo más posible es que ni tan siquiera esté escrito de su puño y letra, y más bien se lo hayan escrito y el resto si que lo haya puesto ella. De todas maneras la critica que haces, Eva, sobre el libro invita a que den ganas de leerlo Un saludo.

    ResponderEliminar
  2. Me gusta mucho tu crítica. Desde el momento que escoges el libro. No sería un libro que leería, pues cuando me ocupo de algunas personas lo hago sin tratar de interferir en sus vidas ni como bisturí ni como caramelo. Les comparto mi experiencia si la tengo en su caso y le sugiero meditar.
    Considero que cada uno tiene su propia vida. ¿Quién soy para intervenir, desviar o corregir su camino? Si alguien me necesita estoy. Íntegra, con todo mi potencial para serle útil. Jamás podría controlar a otras personas. Creo, a través de tu crítica, que es muy buena lectura para las personas que necesitan liberarse de semejante carga. Lo espero por Buenos Aires porque conozco a más de una persona que necesitan leerlo.

    ResponderEliminar

Gracias por dejar vuestros comentarios.

Mi lista de blogs